Detienen por supuesta estafa a un marroquí y a un camerunés que lograron un botín de 2.750 euros

Funcionarios de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Jefatura Superior de Policía de Melilla han detenido y puesto a disposición judicial a los dos supuestos autores de un delito de estafa y amenazas, un marroquí de 45 años con hasta 43 detenciones anteriores, la mayor parte por hechos similares, y un ciudadano camerunés de 59 años, que haciéndose pasar notario en uno de los casos, logró timar a su víctima, un ciudadano belga, 2.750 euros como señal para la compra de una casa.

 

 

Acerca del autor

También podría interesarle:

Este sitio usa cookies  para darte la mejor experiencia. De acuerdo haciendo clic en el botón 'Aceptar'.